.

.

sábado, 13 de septiembre de 2008

Salir de mí misma



Paso horas enteras intentando ocupar mi mente en muchas cosas, en escribir sobre todo. Cuando la casa se me cae encima, salgo a pasear, y a despejarme. Me duele sentirme sola, tanto que me gustaría huir de mí misma y olvidar lo que me ha pasado. Quiero olvidar que estoy sola, quiero no sentir miedo a amar a otra persona. Mis sentimientos están demasiado a flor de piel, y me da terror que me hagan daño, después de haberlo dado todo.

5 comentarios:

amor es libertad dijo...

hay una cosa muy sana que normalmente no hace sufrir y sí da fuerza y apoyo

se llama amistad

si te hiciera falta, aquí estoy

s

Selene dijo...

Muchas gracias, de verdad. Hay días que se me hacen especialmente duros, y tengo que vivir conmigo las 24 horas del día...

Besos.

Anónimo dijo...

No te amargues, nadie nos prometió una vida buena y bella, pasará el tiempo y esto quedará atras. Organizate y no te encierres en tí misma. Si la cosa no tiene remedio, cuanto antes pierdas de vista todo esto, mejor.

Anónimo dijo...

Y cuidadín con internet, que hay mucho loco suelto.

Selene dijo...

Pfff, ya lo sé, no soy una niña pequeña, no te agobies tanto con todo, que al final me voy a agobiar más yo también...